Return to site

¿Cómo crear un producto disruptivo a partir de tu comunidad digital?

“Compartir conocimiento es una manera poderosa de conectar a la gente”

Emmy Coffey McCarthy en el Facebook Community Leadership Program

Los medios digitales han abierto todo un escenario para descubir necesidades y en ese sentido de oportunidades para el impulso de la creatividad y la innovación, tal es su auge que Facebook ha creado desde el año 2018 un programa destinado a apoyar e incentivar el liderazgo en comunidades que se crean en torno a un interés común, en este caso son los grupos de facebook los protagonistas. En este artículo GoStartups quiere brindarte algunas ideas que pueden ayudarte a crear una comunidad virtual desde donde se propicie la generación de nuevo conocimiento y aprovechar todo ello para crear productos y/o servicios disruptivos.

El ser humano es esencia un ser de interacción: el ser y pertenecer se encuentra, en muchas oportunidades, inclusive por encima del sobrevivir y es a partir de esa interacción que se abre el camino a la generación de nuevo conocimiento, se impulsa el cambio y se crea lo antes nunca imaginado. Marck y Pickard en su libro “La interacción social. cultura, Instituciones y Comunicación” proponen que la interacción involucra un proceso de reciprocidad y de feedback de información, lo que implica vinculación, es decir: conexión, “aunque lo recíproco no siempre es verificable”, o dicho de otra manera no siempre es tan evidente lo que surge de ella, por lo tanto develar ese conocimiento implica una serie de acciones que pretendemos mostrarte en este post.

Ahora bien, ¿Cómo se puede aprovechar el conocimiento intangible latente en las interacciones que se generan de manera permanente en las comunidades digitales?, según Martin Lindstrom, considerado una de las mentes más brillantes en desarrollo de marca y creación de nuevos productos o servicios y reconocido por TIME como una de las 100 personalidades con más influencia, en su libro “Small Data: Las pequeñas pistas que revelan grandes tendencias” plantea que en la necesidad vinculante, inherente a la condición humana se manifiesta el deseo de pertenecer a una o varias comunidades a las que él se refiere como “tribus” y que surgen en escenarios no sólo offline sino también online.

Su estrategia como creador consiste en analizar, utilizando la triangulación de grandes volúmenes de datos con lo que él denomina las pequeñas pistas que se encuentran en la cotidianidad de los usuarios mediada por los escenarios digitales y presenciales. Su exitosa técnica se basa en que ayudado del Big Data genera hipótesis sobre necesidades o vacíos en el mercado pero que luego en ese análisis de la interacción cotidiana las desestima, corrobora o replantea, de esta manera asegura que en esos pequeños impulsos de interacción diaria se haya la base de deseos ocultos o latentes, necesidades o insatisfacciones y por lo tanto de oportunidades para crear algo nuevo o impensado. Sus reflexiones plantean la inadvertencia como un pecado, estar alterta o completamente despierto y atento a las pequeñas señales son la garantía para generar nuevo conocimiento: “Lo que la mayoría de la gente desecharía rápidamente, o encontraría irritante, u olvidaría, yo lo registraba, archivaba y analizaba”.

Los razonamientos hasta aquí planteados encuentran su fuente desde dos campos del saber: social y marketing, juntos ayudan a comprender maneras de potencializar la interacción permanente en estas comunidades (por que hasta aquel que nunca opina o participa se está comunicando y está interactuando con algún sentido). En un artículo publicado en Harvard Business Review titulado: “The Ultimate Marketing Machine” los autores muestran el resultado de un estudio donde se involucra a más de 10.000 personas responsables de las áreas de marketing, Gerentes y vendedores en 92 paises en el mundo, entre otras cosas, el estudio concluye con la necesidad de desarrollar y potencializar tres habilidades básicas: Pensar-Sentir-Hacer; esta triada que ha sido tan utilizada por expertos de la comunicación y de la psicologia, ahora es mostrada en el citado estudio como una garantía en la generación de nuevo conocimiento y por lo tanto en la creación de productos innovadores, podrás aplicarlo en tu comunidad así:

1. Pensar....

Si se quiere potencializar el conocimiento de las comunidades digitales tu como creador entonces deberás pensar en aspectos básicos y claves como: ¿qué te impuslo a tener una comunidad?, ¿porqué la iniciaste?, ¿pensabas que había un vacío en la red en relación a la temática de manejas o quieres manejar en tu grupo?, ¿porqué estas haciendo un trabajo que no te genera de manera permanente o de ninguna manera ingresos económicos aún con el tiempo diario que puede llegar a consumirte? Después de autoresponderte estas preguntas conocerás con claridad cuál es tu propósito y lo que aspiras con tu comunidad, pero con ello no basta, es necesario además que ahora te plantees una estrategia para conseguirlo. Asi mismo es importante que empieces a ser consciente de las métricas claves de tu comunidad, ¿qué te dice la interacción cuantitativa de tu grupo?.

2. Sentir....

En este punto es importante resaltar que quien lidere la comunidad conozca realmente cuáles son las intenciones que movilizan su ser y sus emociones pero sobre todo en hacer el ejercicio de centrarse en el otro (esos otros miembros de la comunidad), dicho de otra manera, empezar a desarrollar y entrenar la empatía, sin ella, será muy difícil, ver más allá de datos cuantitativos y no se podrá aprovechar, para el bien común, el conocimiento de estas comunidades.

Datos importantes relacionados: según un informe reciente publicado en el diario Gestión 8 de cada 10 emprendimientos en Perú mueren antes de cumplir los primeros cinco años de vida y el panorama en el mundo no es muy diferente pues se estima que sólo el 10% de las empresas sobreviven a los 3 primeros años de vida y de ese 10% el 66% lo hace porque hizo un giro en uno de los ejes centrales de su modelo de negocio; ahora bien otro dato interesante lo revela el BID y cómo las industrias creativas, clasificadas por ellos, como Economía Naranja han hallado la base de su éxito en la empatía, es decir, la fuente de su conocimiento fue el resultado de ponerse en el lugar del otro.

La empatía puede surgir cuando se deja de mirar las propias necesidades y se concentra en las de los demás, cuando en la calle se está alerta del comportamiento, dificultades y necesidades de los otros: cuando no hay inhibición en espacios donde se conocen nuevas personas sino que se aprovecha para tratar de conocer más allá de lo que la apariencia puede decir. Puedes entrenar esta competencia utilizando técnicas del Desing Thinking como el mapa de empatía.

Ahora bien, en tu grupo ¿cómo poner en práctica la empatía? Si lo has creado, si lo lideres preguntate: ¿qué tanto convives en ese grupo de manera online y offline? ¿Qué tan alta es tu interacción? ¿qué tanto te preocupa que todas las preguntas obtengan respuesta? ¿haces seguimiento a algunos casos, eventualmente? ¿Cuáles son los problemas más comunes en tu comunidad?, ¿qué tanto te motiva ayudar? ¿qué otras preguntas que te ayuden a entrenar tu capacidad de empatía puedes realizarte?

3. Hacer....

Ya tendrías hasta este punto las dos fuentes claves que te permitirán develar el trasfondo de la interacción en tus grupos y podrás tener bases para crear, para innovar y quizás para impulsar cambios mediados por el conocimiento. Algunas ideas que puedes aplicar en tu comunidad:

Prioriza la creación de contenido de valor más allá de los numeros de crecimiento de la comunidad.

Establece ejes temáticos de interes para tu comunidad que propicien la interacción, establece normas formalízalas y socialízalas de manera permanente con tu comunidad.

Documenta el Conocimiento de los miembros de la comunidad: generar contenido online sobre respuestas a preguntas frecuentas de fácil acceso para tus usuarios, crea artículos de Blog o en Ebook con aportes o experiencia documentada de los miembros , crea una página web o plataformas de recomendaciones o donde se conecten necesidades de usuarios y proveedores que satisfagan dicha necesidad.

Crea un producto o servicio basado en los aportes de los miembros de tu comunidad. Ejemplo: un libro de recetas en un grupo cuya temática sea la comida, un book de fotografías de un grupo de viajeros o un grupo de apasionados por la fotografía, una paleta de sombras en un grupo de amantes del maquillaje, un portal ecommerce para trueque o venta de productos, un marketplace para un grupo de pequeños emprendedores.

Alinea, de manera creativa, el contenido de tu grupo con otros canales digitales y de interacción multimedia y establece estrategias de monetización.

Posiciónate como un referente en la temática que une a tu grupo para ello deberás preocuparte por hacerte visible de manera online y offline, generar credibilidad y posteriormente autoridad, para ello la generación de contendido de valor es clave pero adicional a ello puedes desde tu comunidad promover iniciativas de apoyo y movilización social con otras asociaciones o instituciones afines a tu grupo.

Estableces nuevas conexiones con otras comunidades digitales con tu misma temática y propicia el trabajo colaborativo.

Recuerda que para que estas estrategias sean exitosas deberán surgir producto de la interacción con los miembros de la comunidad tanto de manera online pero también offline, en todo caso se debe priorizar el contacto y la empatía.

¿Tienes una comunidad virtual y quisieras potencializarla? ¿Te gustaria crear un producto disruptivo en torno a tu comunidad pero no sabes cómo hacerlo? nuestra comunidad GoStartups puede ofrecerte todo un paquete de soluciones para apoyarte a construir el esquema de trabajo que aumentará las oportunidades de éxito, permanencia y expansión de tu modelo de negocio.

Leandra Jaramillo

Consultora en Gestión Empresarial y Bienestar Social​

All Posts
×

Almost done…

We just sent you an email. Please click the link in the email to confirm your subscription!

OK